Sir Arthur Conan Doyle y Navarra.

A veces el autor se ve devorado por sus personajes. Este es el caso de Sir Arthur Conan Doyle y de su criatura, el archifamoso detective Sherlock Holmes. Si os gusta la novela histórica os recomiendo la lectura de  la titulada "La Compañía Blanca". En ella descubrireis un Conan Doyle apenas conocido en castellano.

Sir Nigel cabalgaba a la cabeza de los arqueros, montado en su gran corcel negro de guerra, con toda su armadura puesta, Simón el Negro marchaba detrás llevando su pendón, y Alleyne, junto a su brazo de brida, llevaba su escudo blasonado y su lanza de fresno bien acerada. Orgulloso y feliz marchaba el caballero, volviéndose con frecuencia en su silla para contemplar la larga columna de arqueros que seguían ágilmente detrás de su jefe. De pronto dijo:
-¡Por San Pablo, que este desfiladero es lugar de mucho peligro, y que me habría gustado que el rey de Navarra lo hubiese defendido contra nosotros, porque abrirnos paso peleando habría redundado en gran honra nuestra!. Me han dicho que los trovadores cantan un romance sobre un sir Roland, que fue muerto en este lugar por los infieles....

Sir Arthur Conan Doyle.
LA COMPAÑÍA BLANCA
Editorial VALDEMAR- El Club Diógenes.

Comentarios